Elige el contenido de tus videos estratégicamente

Justin Lenart

By Justin Lenart

mayo 13, 2019
Hípster escribiendo un mensaje en un teléfono inteligente u otro dispositivo, simulación de una pantalla en blanco. Muchacha usando el teléfono celular sobre escena de fondo de los muros de un castillo. Manos de una mujer turista sosteniendo un dispositivo sobre escena de fondo veraniega borrosa.

Los videos en Twitter generan el nivel más alto de recuerdo y conexión emocional de cualquier plataforma digital.* Consulta nuestros recursos de video de Twitter para aprender a hacer que el mensaje de tu marca sea memorable, se pueda compartir e invite a repetirse una y otra vez.

Un contenido visual atractivo y una apariencia profesional no son suficientes cuando se trata del contenido de video en tu sitio web o redes sociales. Tú eres el experto en tu área; demuestra por qué lo eres.

Cuenta con una estrategia

Cuando los equipos de construcción comienzan las excavaciones para trabajar en una nueva estructura, no pasan de inmediato a la parte divertida de la construcción sin que los arquitectos, los ingenieros y el equipo de preconstrucción hayan hecho mucho trabajo anteriormente. Desde el diseño de los cimientos subterráneos hasta la estética de los puntos más altos de la construcción, cada centímetro del edificio se planifica con mucha anticipación. Y cuando se trata de videos, debes pensar de la misma forma.


Antes de concebir cualquier proyecto de video, debes saber cuál es tu objetivo final y cómo lo lograrás.

Para elaborar una estrategia, sigue estos simples pasos:

Planifica tu mensaje

Hay pocas cosas peores que dejar que tus espectadores piensen que eres despistado. Haz un plan para definir cuál es tu mensaje y cómo lo usarás durante el video. ¿La marca y los logos se mostrarán en la pantalla durante toda la duración del video o solo en momentos específicos? ¿Qué frases quieres que queden en la mente de los espectadores? ¿Cómo lograrás transmitir el mensaje? Sé claro y explícito con el equipo encargado de crear el video durante los meses, las semanas y los días previos a pasar a la siguiente etapa de producción, de modo que todos estén en la misma línea durante todo el proceso.

Elige una estética

Antes de comenzar a filmar, decide cómo quieres que se vea tu video. Cuenta con un marco de referencia claro y comunícaselo a tu equipo. Dile cómo quieres que luzca el producto final y asegúrate de que lo puedan lograr. La colaboración es clave, y nadie quiere pasar muchas horas editando o, peor, sentirse decepcionado cuando le entregan el producto final.

Haz videos breves, concisos y simples

La capacidad de concentración hoy en día es mucho menor que antes. Si has llegado hasta esta parte del artículo, ¡felicidades! Los espectadores tienden a desconcentrarse rápidamente, por lo que si no captas su interés de inmediato, puede que no se queden el tiempo suficiente para ver y oír tu mensaje hasta el final. Por ello, tus videos deben ser breves y, sobre todo, simples. Si tienes problemas para expresar con elocuencia el mensaje que quieres transmitir, ¿cómo crees que tus espectadores van a responder? Cerrarán la ventana del video y pasarán a algo mejor. Hay muchísimas empresas y tiendas que se disputan su atención, por lo que debes dales una razón (breve) para que elijan quedarse contigo.

Termina con un llamado a la acción

Finaliza tu video con un buen cierre. No dejes que el eslogan o la conclusión duren eternamente. Durante el video, has estado diciendo a tus espectadores lo que quieres que sepan o hagan. Al final del video, díselo otra vez. De forma rápida y concisa. Y, lo más importante, de forma memorable.

Conoce a tu audiencia

Conoces a tus clientes mejor que nadie. Así que háblales como lo haces habitualmente, con una voz que siga la línea de tu marca. Ya seas una empresa establecida que se prepara para un proyecto de nivel mundial o una empresa emergente que quiere emprender nuevos negocios, sigue este consejo: sé fiel a ti mismo.

No muestres en tus videos una personalidad distinta a la que tendrías en reuniones en persona; es poco sincero y los clientes pueden detectarlo a kilómetros de distancia. No hay nada peor que mostrar desesperación. Además, ser uno mismo es más fácil. Tú te conoces mejor que nadie. Aprovéchalo.

Define tu objetivo y cúmplelo

No hay que ser un genio para hacer videos, pero por algo recurrimos a los profesionales. Ya sea que crees tus propios videos internamente o contrates agencias externas, siempre debes saber cuál será su objetivo y cómo cumplirás lo que prometes.

 

Este artículo fue escrito por Justin Lenart, de Business2Community, y está legalmente autorizado a través de la red de publicación NewsCred. Puedes dirigir cualquier pregunta relacionada con la licencia a legal@newscred.com.

 

*Datos internos de Twitter


Artículos útiles

Nuestra sección de artículos útiles es tu fuente de artículos y prácticas recomendadas sobre la publicidad en Twitter.


¿Estás listo para anunciarte en Twitter?